jueves, 7 de enero de 2021

¡BIENVENIDO 2021! NUEVA TEMPORADA CON EL PERMISO DE DON CORONAVIRUS

Triatlón de Calafell 2009

¡El 2021 ya llegó! Y desde el club escuela de triatlón Vilarenc Aqua le damos la bienvenida con nuestra mayor de las esperanzas  y muchas ilusiones por cumplir. Atrás dejamos el 2020. El año de las mascarillas, de las calles desiertas, de los toques de queda, de los aplausos solidarios, del cierre de negocios, de los ERTE y de la perdida de miles de empleos. Pero si algo ha dejado en evidencia esta crisis sanitaria es la mediocridad de nuestra clase política. A la vista está su nefasta gestión de la misma en todos los ámbitos sociales como así lo confirman las últimas medidas que han entrado en vigor hoy jueves siete de enero decretando el cierre de instalaciones deportivas (gimnasios, pabellones, etc..) y manteniendo las que seguían en vigor ahogando cada día más a sectores como la restauración y la hostelería por citar algunos ejemplos.  Ya lo dice el refranero popular; de donde no hay…

Por suerte, los triatletas, podemos seguir entrenando al aire libre, así que: ahora más que nunca seguiremos más unidos y entrenando con energía e ilusión. Es obvio que el 2020 ha sido un difícil año sembrado de incertidumbres, vivencias y desagradables momentos que quedarán grabados por mucho tiempo en nuestra memoria. Somos conscientes que con la entrada del nuevo año poco va a cambiar la situación en que dejamos y despedimos al viejo año, pero no por ello dejaremos de ser optimistas. Estamos convencidos que saldremos adelante a pesar de que en estos primeros compases de vida del 2021 sigamos viendo oscuro el horizonte, al menos hasta bien entrada la primavera. Eso sí, está en nuestras manos evitar los contagios; sentido común y responsabilidad son las claves para cantar victoria a finales de año.

La Escuela de Triatlón en el Duatlón Infantil de Pineda de Mar 2018

RESILIENCIA AL PODER

Es en la adversidad cuando las personas son capaces de sacar todo su potencial para enfrentarse a los problemas y superar las dificultades que la vida interpone en sus caminos; se le denomina resiliencia y es una aptitud innata del ser humano para afrontar y superar situaciones difíciles. Y si de algo saben los y las triatletas es superar situaciones difíciles. La resiliencia forma parte del estilo de vida de un/a triatleta; caerse y levantarse una y otra vez está a la orden del día; días de cansancio en los que entrenar se convierte en un tormento, y ni que decir de las temibles lesiones que pueden dar al traste con sueños,   ilusiones y varios años de duro trabajo y preparación. 

Pero en el deporte como en la vida las cosas son así; épocas buenas y malas; períodos en los que todo sale bien y otros en los que no se ve la luz al final del túnel. Este año 2020 que ya es “pasado” ha sido una muestra de ello poniéndonos como prueba a superar la pandemia. Es evidente que no podemos anticipar las situaciones, pero sí afrontarlas. El deporte y sus valores son poderosas armas para combatir cualquier situación de crisis; la fuerza de voluntad, la disciplina, el respeto, el compañerismo y la humildad son de todos los valores los que más trabajamos cada día con nuestros/as triatletas y lo seguiremos haciendo siempre.

TRES DISCIPLINAS; TRES DEPORTES UNIDOS POR EL TRIATLÓN

Entrenar tres disciplinas (natación, ciclismo y carrera a pie) en edades comprendidas entre los 6 y los 17 años con todo lo que ello conlleva de positivo y de negativo requiere, como popularmente se dice, estar hecho de una pasta especial y sobre todo contar con el apoyo incondicional de la familia. Y podemos afirmar que todos los integrantes de nuestra escuela deportiva, desde los risueños prebenjamines y benjamines, pasando por las competitivas categorías de alevines e infantiles y terminando por el coctel de hormonas revueltas de los y las cadetes y juniors; todos han demostrado una gran resiliencia y capacidad de superación personal ante estos difíciles momentos que están viviendo. Situaciones como las intermitentes interrupciones de los entrenamientos, cambios en la actividad escolar o no poder relacionarse como hasta ahora lo hacían con amigos y familia han supuesto auténticos jarros de agua fría para el estado de anímico de  niños y adolescentes. 

Triatlón de Calafell 2009

¿Y qué mejor demostración de que el deporte y el triatlón fluye por las venas de todos ellos y ellas? Pues que todos han querido seguir adelante con el triatlón, con muchas más ganas de entrenar que antes del primer confinamiento, volvieron hipermotivados, con ganas de aprender mejorando en cada entrenamiento y de rebote generado con su actitud y energía un gran ambiente, se respira “buen rollo” como dicen en su jerga juvenil. Y lo más increíble de todo es que se han contagiado, y no precisamente el coronavirus, sino  de ”buen rollo” y lo contagian a los demás; han contagiado el triatlón a su familia, a sus hermanos y hermanas y a sus amistades que se han inscrito a la escuela para formarse como triatletas. ¡Y todo gracias a sus famílias que les apoyan incondicionalmente!

Y a todo ello, a pesar del panorama social y económico poco halagüeño que nos viene por delante, todo lo acontecido durante el año pasado nos deja grandes enseñanzas y lecciones de vida empezando por el valor de la salud de cada uno, el valor de la familia, a valorar la simplicidad y apreciar las pequeñas cosas, a vivir más el presente y pensar menos en el futuro, a descubrirse interiormente uno mismo y sobre todo a apreciar el derecho a la libertad.

Se fue un año bisiesto. Para el refranero popular, los años de 366 días no pasan desapercibidos: “año bisiesto, año siniestro”. Ya en la antigua Roma de Julio Cesar hasta nuestros días, los años con 366 días son catalogados como “de mala suerte”. Pero supersticiones aparte, la escuela de triatlón del Vilarenc Aqua ha crecido. En este año catalogado de nefasto, la escuela y el triatlón se han consolidado definitivamente como uno de los deportes de referencia en Calafell, y lo ha hecho en número de integrantes en todas las categorías, en calidad humana y en ilusión para llevar a cabo proyectos a corto y medio plazo, eso sí, con el permiso de quien tiene por el momento las riendas de nuestras vidas; el dichoso coronavirus. 

Aquatlón social en familia 2019
No nos cansaremos de repetirlo una y mil veces como si de un mantra se tratase: somos OPTIMISTAS. No todo está perdido y ahora más que nunca hemos de trabajar como un gran EQUIPO y darle tiempo al 2021 para que nos deje retomar el rumbo de nuestras vidas, eso sí, con la lección bien aprendida y  solidarizarnos y ayudar en la medida de nuestras posibilidades a las personas y sectores que más lo necesiten y no olvidarnos jamás de los que se fueron por culpa de esta maldita pandemia. 

¡Ojo al dato!, ser optimistas no significa no ser realistas. La estela del 2020 seguirá entre nosotros hasta que entre todos y con la ayuda de la vacuna ganemos este duro triatlón de ultradistancia. 

¡Imposible no estar ORGULLOSOS de este gran EQUIPO llamado Escuela de Triathlon Vilarenc Aqua! El futuro es de ellos, está en sus manos y empieza, aquí y ahora más que nunca con el nuevo año 2021 y el equipo técnico y el Centro Deportivo Vilarenc Aqua estará junto a ellos.

SALUD, PAZ, ESPERANZA y KMS DE TRIATLÓN….

¡FELIZ AÑO NUEVO!

No hay comentarios:

Publicar un comentario